MeetUp de Fundamentos de los Smart Contracts

Javier Domínguez Gómez, nodo programación de Blockchain España, comparte con los presentes la historia de los Smart Contracts en una brillante exposición

El origen del término Smart Contract y su significado se lo debemos al jurista y programador Nick Szabo quien esbozó el concepto entre 1994 y 1997. Lo que entonces parecía una visión más cercana a la ciencia ficción hoy es uno de los conceptos más recurrentes del ecosistema Blockchain. La idea de Szabo ya está presente y funcional, tanto, que a día de hoy ya han surgido nuevos y distintos lenguajes de programación para materializarlos en una cadena de bloques o blockchain.

El MeetUp de Blockchain España congregó a casi un centenar de personas en el International Lab Madrid de la calle de Bailén si bien parece que el aforo quedó algo pequeño para tanto interés suscitado. Alex Preukschat, nodo coordinador de Blockchain España, dio la bienvenida a los asistentes e introdujo brevemente los propósitos de Blockchain España y de la recientemente creada Alianza Internacional Blockchain.

La materialización de un Smart contract tiene –o debería tener- mucho trabajo previo, como cualquier programa informático. De hecho, no deja de ser un script autoejecutable. Así que el primer paso debería ser siempre preguntarse ¿qué quiero hacer? Y en función de esa primera respuesta ir formulando otras posteriores como ¿soy capaz de hacerlo y mantenerlo actualizado? ¿Es seguro? ¿Lo necesito realmente? La contestación a esta última pregunta es importante porque existen otras posibilidades, no tan sofisticadas, que resultarían igual de funcionales y mucho más sencillas. Si hemos contestado correctamente a estas preguntas y se apuesta por ejecutar Smart contracts en una cadena de bloques, vienen otras muchas preguntas a continuación, que también deben ser respondidas.

¿Qué lenguaje de programación utilizo? ¿Sobre qué plataforma lo desarrollo? ¿C, C++, Python? ¿O utilizo Bicoin script (Bitcoin), Plutus (Cardano), Reason ML (Tezos), Solidity (Ethereum)? Para el desarrollo del código existen otras muchas cosas que hay que tener en cuenta. Hay una herramienta imprescindible, la testnet, para probar el código y realizar todo tipo de pruebas. No es una buena práctica lanzar un script que no ha sido probado directamente en la mailnet. Dominguez expuso un bucle infinito que debería ser de obligado cumplimiento, “Experimentar, fallar, aprender, repetir” y aun así pocas certezas hay de lograr el código informático perfecto. También existen otras cuestiones que deberían tenerse en cuenta, como los gastos asociados a la ejecución del Smart contract o la conveniencia de contar con las opiniones de los departamentos jurídicos especializados.

Así que, como vemos, desarrollar el programa informático de un Smart contract en realidad solo es una parte del producto final porque el conjunto depende de otros muchos factores que trascienden a los propios programadores. Para reforzar la etapa de desarrollo del código, existen las auditorías de seguridad, herramientas necesarias para fortalecer el código y prevenir errores de programación pero la finalidad, el propósito, los medios y recursos o conocimiento son otros factores que necesariamente incidirán en el éxito de la propuesta. De la exposición de Javier Dominguez, queda la sensación de que antes de compilar el código e incorporarlo a una cadena de bloques debería haber mucho trabajo previo muy bien definido.

Libros Blockchain en Español

BLOCKCHAIN REVOLUCIÓN
COMUNIDAD BLOCKCHAIN
EL LIBRO DE SATOSHI
BITCOIN. La caza de Satoshi Nakamoto

Somos miembros de

Alianza Blockchain

Socios estratégicos

Avalbit
Comillas
Leon
Alastria
Tutellus

Medios

ElPais
ElMundo
Tve
CriptoNoticias
elEconomista
El Español
EL PAÍS
Antena3

Contact

Conecta con Blockchain España

Nuestra labor como impulsores del ecosistema Blockchain en España, Latinoamérica y Europa y como formadores en tecnología Blockchain nos da una posición de excepción para la identificación de talento y oportunidades de empleo, colaboración, partnerships, alianzas. Impulsando talento, generamos oportunidades.


ÚNETE